No solamente es el barrio de moda en el Distrito Federal, ni tampoco es solamente aquel lugar que nombran los chilangos-cariñosamente-como Condechi, sino que es esto y mucho más. El área urbana Roma-Condesa es una referencia turística obligada para quien decide vacacionar en la Ciudad de México. Quien visita por vez primera, este lugar encantador, se encuentra con un área arbolada, de trazo irregular e incluso elíptico, por el hecho de que hace cerca de un siglo, el lugar era un hipódromo.

Bares, cafeterías, librerías, restaurantes y hoteles, todos ellos de gran estilo y excelente nivel, constituyen parte del caleidoscópico encanto de este barrio capitalino. Quienes desean conseguir ropa vintage, libros de moda, lugares para escuchar buena música o pasar una noche de fiesta, solo tienen que acudir a la Colonia Condesa. Pero, en este marco ¿Cuáles son los sitios que podrían ser considerados como lo mejor de lo mejor en la Colonia Condesa?

De entrada tenemos la Librería Rosario Castellanos la cual aparece en el edificio donde antaño estuviera el Cine Lido. Es una de las librerías más importantes del Distrito Federal y pertenece al Fondo de Cultura Económica. Su edificio muestra un atractivo estilo art déco y la torre se ha transformado en el faro del barrio. Dentro de la librería, pueden hallarse clásicos y novedades editoriales, tomar una taza de café y participar de presentaciones cinematográficas y ciclos de cine.

Ahora toca el turno de comentar acerca de la Calle de Ámsterdam. Se trata de un ovalo perfecto. La razón de esta curiosa forma, es que, en su momento, allí se localizaba la pista del hipódromo. Hoy en día, la Calle de Ámsterdam es una de las escasas calles de la zona, que no está nombrada como una ciudad o estado de nuestro país. Esta calle de la Condesa se define por sus fuentes y su bello boulevard con abundante vegetación tropical.

Para fines culinarios, lo mejor de lo mejor de la Condesa nos ofrece dos excelentes restaurantes de mariscos. No es sencillo distinguir entre opciones gastronómicas en la Colonia Condesa, lugar en donde a veces hay de dos a tres restaurantes por avenida.

No obstante, para quien guste de saborear mariscos tenemos el restaurante La Ostra, en la calle de Nuevo León, en donde se sirven ricas tostadas de marlín, pulpo y jaiba. Otra buena recomendación la tenemos en el restaurante Contramar, que si bien es igual de sabroso, es un tanto más caro y formal. Allí sobresale el pescado a la talla o grillado con salsa de chile rojo.

Un consejo final para disfrutar en la Colonia Condesa, es Conejo blanco. Se trata de un multiespacio, en donde se puede comer rico, tomar delicioso café y adquirir libros de las más prestigiosas editoriales.